lunes, agosto 04, 2008

Neofascismo bolivariano

Me pregunto si existe algo que pueda llamarse de esta manera.
Inspiradora la noticia en peru 21 del 3 de agosto la cual informa escuetamente que Hugo Chavez ha cambiado el nombre de las fuerzas armadas de su pais. Finalmente serán bolivarianas de verdad. (1)

No es que estamos hablando de las Fuerzas Armadas Bolivarianas de Venezuela. Son ahora las Fuerzas Armadas Bolivarianas. Lo que es práctico y evita confusiones, ya que conlleva en su nombre la imposibilidad que haya otro pais o fuerza armada que también se inspire en un guía, líder y ejemplo supremo de lo que debe ser un soldado, en palabras del sumo pontífice y a su vez ejemplo supremo de bolivarianismo. Y como el ejercito libertador de Simón Bolivar, más tardar a partir de su gesta peruana, y luego de la retirada de San Martin, también fué uno solo, queda abierto a reflexionar con sana desconfianza.

Por lo pronto no es difícil encontrar comentarios, los cuales con esperanza reblandecida ensalzan este acto fundacional, que a su modo de ver, sienta las bases de un poder militar anfictiónico. Lo que esconde la última expresión es nebuloso, pero les es sumamente claro que nos encontramos ante un importante replanteamiento estratégico militar de posible alcance hispánico. (2)

Demos un salto considerable en tiempo y espacio. Honi soit qui mal y pense (verguenza sobre aquel que piense mal) espetó en el año 1348 el rey Eduardo III a la malicia de los cortesanos testigos cuando en un baile real recoge la liga de la media que la condesa de Salisbury, por coincidencia su amante, había perdido gracias a su entusiasmo por la danza.

Esta frasé le gustó tanto que aprovecho la ocasión para fundar la orden más alta de la corona británica hasta hoy: "The Most Noble Order of the Garter" y asignarle esta expresión para que la lleven en los cintillos, los cuales serian llevados por los miembros femeninos en el brazo (incluyendo la reina) y por los caballeros en la pantorrilla. Título y práctica que solamente pueden llevar 26 nobles y que no carece de cierta gracia y humor.

"Honi soit qui mal y pense" es por ello una expresión, que me imaginó usaría Chavez, si es que se decidiera por utilizar una frase en francés, por que al final sus intenciones son castas. ¿Quizá Hugo Chavez no sentiría incómodo si pudiera fundar una orden similar? Y es que el culto de la personalidad es un rezago de la monarquia y del imperio. Sabemos también que caudillos y similares gustan de medallas y de imputarse una orden, una más selecta que la otra.

Regresemos a las nuevas fuerzas armadas bolivarianas. Quizá si sea una buena noticia. Quizá hemos sido testigos del nacimiento de una briosa fuerza que pueda poner orden en nuestro caótico y desunido subcontinente. Estariamos entonces ante el nacimiento de unos cascos azules para Sudamérica y para Latinoamérica. ¿Pero acaso no estamos hablando menos de cascos azules, y más de cascos con claro tinte marrón?

Desconozco en que medida Hugo Chavez es un neofacista. Para mi, fascista es quien cree en la necesidad y la existencia de un lider absoluto, un ser que se anuncia o es anunciado por sus esbirros como el ser elegido, el salvador. Y si el fascismo perteneció a otra época no tan lejana, me pregunto si el prefijo "neo" es de utilidad.

Lo que si queda claro es que Hugo Chavez hace tiempo que no piensa al interior de las fronteras nacionales. Y es que no le conviene. En ese sentido es un verdadero hombre de estos nuevos tiempos.

Fuente:
1) Peru 21 del 3 de agosto 2008, p. 12
2) http://www.elrevolucionario.org/rev.php?articulo69